Roscón de Reyes

Roscón de Reyes

Nada mejor que despertar con un dulce sabor en la boca después de una noche mágica y llena de emociones para pequeños y grandes.

Sin duda el Roscón de Reyes es de mis dulces favoritos y debo decir, que el más rico de todos los que he probado hasta el momento es del de mi marido, que después de interrogar a varios obradores ha dado con su receta particular, diríamos que es algo así como la receta de la Thermomix modificada (creo que el gran secreto es añadirle más mantequilla).

A pesar de su gran popularidad, pocos conocen el origen real del Roscón de Reyes, su historia se remonta a los romanos y a una tradición nada religiosa. Concretamente, este dulce se asocia a Fiesta de los Esclavos.

Celebrada en diciembre, se conmemoraba el nacimiento de un nuevo período de luz y el final de los trabajos en el campo. Momento en el cual campesinos y esclavos tenían la oportunidad de descansar y reponerse del esfuerzo realizado durante meses.

Fue entonces cuando se comenzó a elaborar unas tortas redondas, en las que se incluían higos, dátiles y miel, que se repartían entre todos ellos como regalo por el trabajo bien hecho.

Años después, se introdujo la tradición de esconder un haba seca. Símbolo de prosperidad, el afortunado que la encontraba era nombrado ‘Rey de Reyes’.

Enviar comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies